Onda, lo primero; nuestro futuro está en juego

Al sector azulejero y al de fritas y esmaltes no les convence el anuncio realizado por el presidente de la Generalitat, el pasado  jueves en Castellón, sobre una rebaja de la nueva tasa de gas a pagar a partir del próximo año. Fabra aseguró tener el compromiso del ministro de Industria, José Manuel Soria, para eximir al sector cerámico de pagar entre un 50% y 60% del nuevo gravamen. Tanto la patronal cerámica, como la de fritas y esmaltes, recuerdan que su petición es evitar el pago de la totalidad de la tasa.

 

¿A qué está jugando el PP? ¿Cual es la situación real?
 
Rajoy llevó al Congreso para su tramitación la Ley de Sostenibilidad con un objetivo claro: crear nuevos impuestos a todas las energías y así recaudar más. Una vez allí existe la posibilidad de hacer cambios, lo que se llama hacer enmiendas, que pueden ser a la totalidad o al articulado. Los socialistas, después de reunirnos con la patronal y con los sindicatos, presentamos una enmienda para defender los intereses de los castellonenses. Una enmienda que incluía las peticiones de la patronal. ¿Qué hizo el PP? Votar en contra de los intereses de los ciudadanos de esta provincia. Votaron en contra todos los diputados populares, incluidos los de nuestra provincia.

 

En resumen, el PP tiene la mayoría en el Congreso y está en sus manos eximir de la tasa del gas a nuestra industria. No hay excusas ni agravios comparativos con otras industrias, ya que una directiva europea permite eximir de esta tasa allí donde hubiera peligro de deslocalización de empresas y este es nuestro caso.
En unos días se tramitaran las enmiendas al articulado y el PSOE ya ha presentado una enmienda para que no se aplique esta tasa a nuestra industria. Será  el momento de los hechos. Será la oportunidad del PP de demostrar que defiende a los ciudadanos de esta provincia. Ciudadanos que apoyaron mayoritariamente al PP y que ahora se sienten engañados.
 
Que quede claro que si se aplica el “tasazo” y como consecuencia se cierran empresas y se pierden puestos de trabajo la responsabilidad única y exclusiva será del Partido Popular. Nuestro futuro, el de nuestros hijos y el de Onda, está en manos del PP. Si el PP no elimina la tasa del gas se consumará la traición del PP a Onda y a sus electores.
 
El colmo de todo esto es que el nulo peso político del alcalde de Onda hace que el ministro Soria no abra sus cartas, por lo que el ahora ha decidido pedir ayuda a la Unión Europea, que no tiene ninguna competencia en la tramitación de esta ley.

 

Share Button